NUEVA YORK - El comisionado anunció planes para ejecutar cada recomendación en el informe del ex Senador George Mitchell sobre sustancias para aumentar el rendimiento en el béisbol, pero no tomó ninguna decisión formal sobre el castigo de jugadores activos mencionados en el reporte.

"Mientras haya el potencial para trampa, tendremos que monitorear nuestros programas y actualizarlos constantemente para atrapar a los que piensen que puedan salirse con la suya en el béisbol", dijo Selig. "En nombre de la integridad, eso es exactamente lo que pretendo hacer."

En su informe, Mitchell detalló una larga lista de recomendaciones para el comisionado. Algunos de ellas pueden y serán implementados inmediatamente. Pero otras, sobre todo la de una mejoría del programa conjunto de Prevención y Tratamiento, requerirá de la cooperación de la Asociación de Jugadores de MLB.

El actual acuerdo sobre los esteroides entró en vigencia en el 2003 y no termina hasta el 2011.

El Senador Mitchell le puso énfasis en el hecho de que su informe podía hacer poco más que aportar datos y recomendaciones. El reporte implicó una larga lista de jugadores actuales y del pasado, incluyendo Roger Clemens, Andy Pettitte y el dominicano Miguel Tejada, pero la decisión de castigar o no a los peloteros está con la oficina del comisionado.

Esa decisión aún no se toma.

"El Senador Mitchell afirma que la última palabra está con el comisionado, y eso es correcto", dijo Selig. "El castigar o no a jugadores y otros identificados en el informe será determinado caso por caso. Y si se justifica, esas decisiones serán tomadas rápidamente, y por supuesto, tendré presente las opiniones de Mitchell al respecto.

Algo del problema viene del hecho de que muchas de las acciones alegadas en el informe de Mitchell ocurrieron hace más de dos años. Una gran parte de los jugadores implicados ya no están activos, y por ende ya no están dentro de la jurisdicción de Selig. Y muchos de los ligados a las sustancias habrán cometido los delitos cuando el castigo era bien distinto.

Es precisamente por eso que Mitchell no recomendó castigo para jugadores activos, aunque Selig no descartó que eso pudiera ocurrir.

"Su reporte es un llamado a la acción", dijo Selig. "Y tomaré acción."