BALTIMORE -- El segunda base de los Orioles Brian Roberts reconoció que consumió esteroides, pero aseguró que lo hizo sólo una vez y que luego se arrepintió al darse cuenta que fue "una mala decisión".

Roberts apareció en la lista de jugadores recabada en el informe del ex senador George Mitchell sobre consumo de esteroides en las Grandes Ligas. El informe fue difundido el jueves pasado, pero no fue hasta ahora que Roberts respondió.

En un comunicado enviado el martes a la AP, Roberts señaló que hace cuatro años quiso consumir esteroides.

"En 2003, cuando me inyecté una vez, inmediatamente me di cuenta de que no era lo que consideraba correcto o algo que debía seguir haciendo. Nunca usé esteroides, hormona de crecimiento humano u otro tipo de sustancias para mejorar el rendimiento antes o después de ese incidente", indicó.

"Puedo afirmar con honestidad ante Dios, a mí mismo, a mi familia y a mis aficionados que los esteroides o cualquier droga para mejorar el rendimiento nunca tuvieron ningún efecto en lo que he puesto tanto empeño para tener éxito en el béisbol".

Roberts apareció en el informe Mitchell debido a que su ex compañero Larry Bigbie denunció a los investigadores que Roberts le dijo que usó esteroides "una o dos veces" en 2003.

El intermedista ha sido seleccionado dos veces al Juego de Estrellas, incluyendo el último. Bateó para .290 y se robó 50 bases en 2007.