(Elsa/Getty Images)

SAN LUIS - En el Festival de Jonrones del 2009, los batazos de Nelson Cruz cubrieron un total de 2,133 pies. Al final quedó "corto" el dominicano, quien terminó segundo en el evento al perder en la última ronda 5-6 ante el campeón del certamen, Prince Fielder de los Cerveceros de Milwaukee.

Sin embargo, el toletero de los Rangers salió de la competición con muchas sonrisas.

"Comoquiera fue una experiencia increíble competir con estos jugadores", dijo Cruz. "Estoy agradecido de la oportunidad de estar aquí. Estoy contento y lo disfruté muchísimo. Lo gozaron los fanáticos, y es para los fanáticos".

Y pensar que hace unos pocos días Cruz, quien lleva 22 cuadrangulares con Texas en el 2009, no tenía ni idea de que estaría en San Luis para las actividades del Juego de Estrellas. Fue convocado para sustituir al jardinero lesionado de los Angelinos, Torii Hunter.

Cruz dominó la primera ronda del certamen, conectando 11 jonrones, por mucho la mayor cantidad entre los ocho participantes. Su último cuadrangular de ese primer turno fue de 471 pies, su más largo de una jornada en que le pitchó su amigo y compatriota Evaristo Lantigua.

"La primera ronda es la más difícil", dijo Cruz. "Si puedes pasar de la primera, ya no hay presión. Te puedes relajar."

Sucede mucho en los Festivales de Jonrones que el dar tantos swings se vuelve pesado para estos titanes del bate. Cruz reconoció que fue su caso al final.

"Me cansé en la última ronda", dijo el quisqueyano. "Le estaba dando por debajo. Se debió a la fatiga."

Cruz fue uno de tres dominicanos en el Festival de Jonrones del 2009, siendo los otros dos Carlos Peña de los Rays y por supuesto Albert Pujols, gran figura en San Luis como superestrella de los Cardenales.

De su parte, Pujols tuvo una primera ronda discreta con solamente cinco bambinazos, pero en el desempate con Peña y Joe Mauer de los Mellizos, brindó algunos momentos emocionantes al pasar a la segunda ronda.

Sin embargo, en la segunda ronda el favorito del público local se quedó luego de conectar apenas seis jonrones.

"Me hubiera gustado darle un mejor espectáculo a los fans,", dijo el primera base de los Cardenales. "Pero estoy agradecido de haber tenido la oportunidad de compartir con estos grandes jugadores."

Peña, también convocado a última hora para el Juego de Estrellas al declinar su invitación Dustin Pedroia, conectó cinco cuadrangulares en la primera ronda, al igual que Mauer y Pujols, pero fue superado por éste último en el desempate y no pasó a la segunda parte.

"Esto es algo de alegría de un niño", dijo Peña, que pareció disfrutar al máximo su participación.

El otro latinoamericano en el certamen fue el mexicano Adrián González, quien se fue con una actuación discreta de dos cuadrangulares al ser eliminado en la primera ronda.

González, quien llegó a San Luis bien cansado luego de complicaciones en su viaje de San Francisco a la Ciudad del Arco, no quiso echarle la culpa ni a la fatiga ni al poco tiempo que tuvo para acomodarse aquí.

"No voy a hacer excusas", dijo Adrián. "Empecé a darle por encima de la bola, dándole rotación. Al final no hice los ajustes necesarios.

Pero estuve emocionado y me divertí bastante. Creo que fue una buena experiencia."