(AP)

NUEVA YORK -- Rafael Palmeiro insiste que nunca consumió sustancias para mejorar el rendimiento durante su carrera en las Grandes Ligas, pese a que dio positivo por un esteroide apenas semanas después de haber alcanzado los 3,000 hits.

Palmeiro declaró al sitio en Internet de la revista Sports Illustrated que confía que los votantes para el Salón de la Fama le perdonen el error de haber empleado una inyección con una vitamina contaminada en 2005, cuando jugaba con los Orioles, y ser exaltado en su primer año de elegibilidad.

La votación se dará a conocer la próxima semana.

"Yo dije la verdad en ese momento, y estoy diciendo la verdad ahora", declaró Palmeiro, de 46 años, en la entrevista con SI. "No tengo más nada que decir. Nunca consumí esteroides. Noy voy a convencer a la gente que cree que usé esteroides de manera intencional. Pero espero que los votantes sabrán juzgar en forma justa y no se dejen llevar por un error".

Palmeiro fue a cuatro Juegos de Estrellas y acumuló 569 jonrones y 3.020 hits en su carrera en las mayores. En un momento que nadie olvida, el pelotero de origen cubano se manifestó desafiante durante una audiencia en el Congreso en 2005, en la que negó el uso de esteroides.

Sin embargo, apenas meses después, Palmeiro dio positivo por un esteroide al cual atribuyó a una inyección de vitaminas B-12 que le dio su compañero Miguel Tejada.

"Nunca jugué pensando en el Salón de la Fama", dijo Palmeiro. "Sólo jugué pensando en ganar y divertirme. Pero, es verdad, ahora mismo el Salón de la Fama es algo que me importa. ¿Por qué no me gustaría estar ahí? Sería algo que a lo que daría el máximo valor. Espero que no me dejen fuera por un error al final de mi carrera".

Uno de los cuatro hombres en la historia con 500 jonrones y 3.000 hits, la que en su momento era la elección seguro de Palmeiro al Salón de la Fama ahora está en duda por el tema de los esteroides.

Los votantes se han negado a darle apoyo a Mark McGwire, décimo en la lista de todos los tiempos con sus 583 jonrones, durante los últimos cuatro años. El año pasado, McGwire apenas recibió el 23.7% de apoyo en la votación cuando se requiere un mínimo de 75% para lograr el ingreso.

Palmeiro no se explica porqué la gente no cree en él.

"No me tomo nada como seguro, pero había una buena posibilidad de llegar a los 3.000", afirmó Palmeiro en la entrevista. "No tenía motivación para usar esteroides porque estaba al final de mi carrera".