© 2009 MLB Advanced Media, L.P. Derechos Reservados.
PrintImprimir

10/12/09 4:38 PM EST

Un núcleo vigente todavía

La "vieja guardia" de los Yankees sigue siendo crucial

Los Yankees son una mezcla de veteranos y jóvenes, casi todos con experiencia en playoffs antes de la temporada del 2009.

Pero hay cuatro integrantes de los Mulos que son considerados la "vieja guardia" del equipo, los que formaron parte íntegra de la dinastía de Nueva York de 1996 al 2000 y que siguen siendo piezas fundamentales de los Yankees: Derek Jeter, el boricua Jorge Posada, el panameño Mariano Rivera y Andy Pettitte.

Entre los cuatro hay 15 anillos de campeón, y una vez más buscan ampliar su historial de éxitos.

"He jugado con estos muchachos durante mucho tiempo", dijo Jeter sobre la vieja camada de los Mulos. "Aquí si no produces, conseguirán otro. Hay que ser consistente. Uno espera que todos contribuyan."

Eso sí hicieron Jeter, Posada, Rivera y Pettitte en la primera ronda de estos playoffs vs. Minnesota.

En la barrida de los Mellizos, Jeter bateó .400 con dos dobles y un jonrón, y Posada tuvo .364 con un cuadrangular que terminó siendo el batazo decisivo de la serie.

Cobertura Completa de la Postemporada

En el montículo, Pettitte fue el ganador del Juego 3 con 6.1 entradas en las que permitió una sola vuelta y ponchó a siete, mientras que Rivera lanzó 3.2 entradas en blanco en la serie y salvó el tercer encuentro para lograr su rescate 35 de por vida en postemporada, por mucho el récord de todos los tiempos en Grandes Ligas.

"Lo hace un poco más dulce", dijo Pettitte sobre el avance de los Yankees junto a los subieron con él a Grandes Ligas a mediados de los años 90. "Pero al mismo tiempo tenemos muchos jóvenes que no habían tenido la oportunidad de ver esto, y puedes ver aumentar la confianza de ellos con cada progreso que hacemos."

El manager de los Yankees, Joe Girardi, fue compañero de cada uno de estos cuatro en los años 90, y sabe el valor de su experiencia a esta altura.

"Estos muchachos están acostumbrados a jugar en esta época del año, y parecen disfrutar los momentos juntos, ya que subieron juntos", dijo el capataz. "Saben jugar en esta época del año. La organización de los Yankees es afortunada de contar con ellos."

De su parte, Rivera sabe que con la veteranía viene una responsabilidad.

"Tenemos que poner el ejemplo, dar el ritmo", dijo el istmeño. "Definitivamente es mucho trabajo, pero siempre estoy orgulloso de eso."

Como bien lo dijo Jeter, este grupo no está aquí por sentimentalismos, sino porque sigue produciendo, como se vio en la primera ronda contra Minnesota.

Y Posada lo expresa en términos aún más sencillos.

"Estamos aquí todavía porque trabajamos duro para estar aquí."

Este artículo no estuvo sujeto a la aprobación del Major League Baseball ni sus equipos.


LasMayores.com