© 2010 MLB Advanced Media, L.P. Derechos Reservados.
PrintImprimir

10/11/10 7:48 PM ET

Pretenden competir por muchos años

Los Rojos esperan estar de vuelta a los playoffs muy pronto

CINCINNATI -- Una botella vacía de champaña yace en el estante inferior del armario de Brandon Phillips, un recuerdo del mejor momento de los Rojos de Cincinnati esta temporada.


La champaña fue esparcida la noche en que consiguieron su primer lugar en playoffs en 15 años.

Menos de dos semanas después de esa espumosa celebración, su anhelada participación en postemporada se acabó.

Los Rojos fueron barridos en la primera ronda por los Filis de Filadelfia, al caer el domingo por 2-0, y la temporada extraordinaria de Cincinnati terminó abruptamente.

"No puedo que haya terminado", dijo Phillips con el ánimo abatido.

De alguna manera, importante, fue un despegue.

Los Rojos sobrepasaron sus propias expectativas cuando se embolsaron la división Central de la Liga Nacional con un núcleo de peloteros jóvenes que descollaron antes de lo previsto. Son jóvenes, costeables y están aprendiendo lo que se necesita para ganar en esos partidos de enorme presión, para los que eran totalmente bisoños en esta ocasión.

"Es una decepción ser barridos en la primera ronda de los playoffs, pero hay que considerar lo siguiente: Creo que logramos más de lo esperado", dijo Joey Votto, aspirante al premio del Jugador Más Valioso. "Hay que considerar que ellos (los Filis) tienen el doble de nómina y experiencia. Creo que nos fue de maravilla este año".

Tuvo la forma de un año de transición en el despegue. Los Rojos estaban sumidos en nueve temporadas con foja perdedora, la peor de sus cadenas similares en medio siglo. Se hicieron de jugadores jóvenes --Votto, Jay Bruce, Drew Stubbs, Mike Leake, Travis Wood-- al tiempo que trataban de modificar totalmente su personalidad.

Aquellos malos años fueron resultado de abridores deficientes, de una defensiva que estuvo entre las peores de la liga, y una ofensiva que dependía en extremo de los jonrones de Ken Griffey Jr. y Adam Dunn. En el tercer año del manager Dusty Baker, fueron un equipo mucho muy diferente.

Los Rojos encabezaron la Nacional en categorías importantes de la ofensiva. Fueron los mejores en pasar de primera a tercera con hits, por ejemplo.

"Y como organización creemos que estamos en posición de estar en los playoffs y en competencia en muchos años por delante", confió el gerente general, Walt Jocketty.

Este artículo no estuvo sujeto a la aprobación del Major League Baseball ni sus equipos.


LasMayores.com