© 2010 MLB Advanced Media, L.P. Derechos Reservados.
PrintImprimir

10/23/10 1:25 PM ET

La leyenda fue uno de los arquitectos

Nolan Ryan vuelve a la Serie Mundial, ahora como propietario

ARLINGTON -- Apunten otra victoria para Nolan Ryan, la mayor de su segunda carrera en el béisbol.

El legendario ex lanzador y ahora dueño observó desde la primera fila como los Rangers de Texas vencieron a los Yankees de Nueva York 6-1 el viernes por la noche para avanzar a la Serie Mundial por primera vez en la historia de la franquicia, y seguidamente se levantó y se sumó a las celebraciones.


"Es increíble", dijo Ryan, que tiene la única placa en el salón de la Fama con la T de Texas en ella.

Ryan jugó durante 27 años, los últimos cinco con los Rangers. Pero la única vez que llegó a la Serie Mundial fue como relevista de 22 años con los Mets de Nueva York de 1969.

"Estando aquí hoy, puedo decir que tengo una mejor apreciación que nunca antes", dijo Ryan.

Cuando Alex Rodríguez se ponchó para poner fin a la serie, el líder de ponchetes de todos los tiempos alzó el puño en celebración, abrazó a su esposa y aplaudió, tras lo cual se fue al medio del diamante para sumarse a los festejos.

Ryan, que ya lucía una camiseta negra de los Rangers, se puso la gorra azul de campeones de la Liga Americana y felicitó a los peloteros que lo hicieron todo posible. Ryan abrazó a Jackie Autry, cuyo difunto esposo, Gene Autry, era dueño de los Angelinos de California cuando Ryan firmó con ellos en lo setenta y ahora ella tuvo el honor de entregarle el trofeo del campeonato.

"Nuestros fanáticos han esperado un largo tiempo, esta organización ha esperado un largo tiempo", dijo Ryan. "Pienso que es crédito para nuestra organización , para el gerente general Jon Daniles y el personal que él armó, el manager Ron Washington y su equipo. Estoy orgulloso y me siento honrado de estar aquí esta noche".

Ryan dio a la serie un gran comienzo con una recta dura antes del 1er juego. Fue demasiado veloz para ser considerado un lanzamiento ceremonial, y se correspondió perfectamente con la forma agresiva en la que jugó el club.

"Todos nosotros comenzamos a tener un cierto sentimiento", dio. "Los jugadores siguieron peleando y peleando, y nosotros comenzamos a creer en ellos. Que ellos estaban determinados a conseguirlo".

Ryan llevó a los Rangers a la prominencia simplemente firmando con ellos en 1989. El equipo necesitó otro par de décadas para llegar a la cima, y Ryan de nuevo fue el que les llevó allí.

Él regresó al club como presidente en el 2008 y cambió la cultura de la organización, enfatizando los principios que le hicieron grande en el montículo -- hacer que los lanzadores trabajasen a menudo y los abridores tratasen de finalizar partidos. En la primavera predijo que su club ganaría 92 partidos. Los Rangers se quedaron a apenas dos de esa predicción, la menos cifra entre los equipos en la postemporada.

Ahora, son el único equipo de la Americana que sigue jugando.

Este artículo no estuvo sujeto a la aprobación del Major League Baseball ni sus equipos.


LasMayores.com