© 2012 MLB Advanced Media, L.P. Derechos Reservados.
PrintImprimir

09/25/12 11:53 AM ET

Armados de talento y experiencia

Gigantes, equipo probado que va por otro título en el 2012

SAN FRANCISCO - El éxito de los Gigantes sigue dependiendo mayormente de su pitcheo abridor. Pero para volver a los playoffs este año, San Francisco necesitó de otras facetas del juego.

Ocho de los 12 integrantes del equipo que quedan del campeón del 2010 son lanzadores, incluyendo a tres abridores: Madison Bumgarner, Matt Cain y Tim Lincecum. Otro de ellos, Barry Zito, estuvo en la edición del 2010 pero fue dejado fuera del roster de la postemporada.

"Es difícil conseguir pitcheo abridor consistente en Grandes Ligas", dijo el relevista boricua de los Gigantes, Javier López. "Cuando lo tienes, ves lo que puede hacer. Siempre te puede mantener en un juego."

Pero en San Francisco hay más.

El receptor Buster Posey es un ingrediente fresco pero a la vez constante. El Novato del Año del 2010 impactó en grande ese año. Pero se perdió la mayor parte de la temporada pasada debido a una seria lesión en la pierna izquierda. Ahora, no es sorpresa que esté aportando tanto; es algo extra el hecho de que esté jugando a nivel de un candidato al Jugador Más Valioso de la liga.

"No sé si tenemos lo que se puede calificar como una superestrella, pero Buster se ha visto brillante con nosotros", dijo el gerente general de los Gigantes, Brian Sabean, quien construyó este roster. "Sin embargo, es un esfuerzo en equipo."

Para formar este equipo, San Francisco evolucionó y también hizo los ajustes sobre la marcha. La organización ha dependido del desarrollo de su finca; el torpedero Brandon Crawford y el primera base Brandon Belt, seleccionados en los drafts del 2008 y del 2009, respectivamente, ha sido elementos clave en el 2012.

Además, la gerencia consiguió de otras organizaciones lo que veía que hacía falta. Los Gigantes hicieron un cambio por el jardinero boricua Angel Pagán en el invierno, además de firmar al guardabosque venezolano Grégor Blanco y al infielder dominicano Joaquín Arias como agentes libres. Después, Sabean hizo un cambio por el infielder venezolano Marco Scutaro y otro por el jardinero Hunter Pence antes de la fecha límite para hacer canjes en julio.

Dichas adiciones fueron clave para reforzar la ofensiva del equipo y para no desperdiciar el excelente pitcheo del club. En el 2011, los Gigantes anotaron apenas 570 carreras, comparado con 697 en el 2010. Este año, San Francisco lleva ritmo para anotar 723-una cifra no abrumadora, pero una clara mejoría.

"Tenemos algunos elementos del equipo que ganó la Serie Mundial del 2010, tenemos otros veteranos de bastante experiencia y algunos jóvenes que empiezan a establecerse", dijo Sabean. "Entonces, es un grupo bien diverso."

Además de diverso, es un grupo unido. Cain observó que los jugadores agregados a los Gigantes parecen acoplarse al equipo sin problemas.

"Mucho de eso tiene que ver con la química", dijo Cain. "(La gerencia) ha hecho un gran trabajo a la hora de agregar los refuerzos. No sólo se trata de los jugadores que han conseguido, sino que son peloteros que encajan bien en el clubhouse y en sentido general. Eso tiene mucho que ver, porque si llegan muchachos que piensan nada más en el 'yo'...este es un grupo de gente que no es así. Uno disfruta la atención a veces, pero no se trata de uno solo jugador, sino el equipo. Se trata de que todo el mundo encuentre la manera de hacerlo en conjunto."

Esa es la mentalidad que ha ayudado a los Gigantes a tener cuatro temporadas ganadoras en forma consecutiva. "Halar la misma soga" es un término que usan a veces los jugadores para describirla. El ganarlo todo en el 2010 creó consciencia en el equipo de lo que se requiere para ser campeón.

"Aquí se entiende lo difícil que es y la disciplina que se requiere", dijo el relevista zurdo Jeremy Afeldt, quien se unió a San Francisco en el 2009.

El relevista de ascendencia mexicana Sergio Romo, producto del sistema de los Gigantes que llegó al equipo grande en el 2008, describió la unidad y la experiencia de este grupo.

"Es la misma mentalidad, la misma meta y el mismo concepto todo el tiempo", dijo el derecho. "Uno aprende mucho de lo que hemos en el pasado y lo usa para lidiar con lo que está pasando ahora."

A Sabaen le gusta decir que hay otros equipos que quizás tengan más talento que San Francisco, pero que no compiten tanto como el suyo. Esto no es sólo un decir de un ejecutivo, sino una definición de quiénes son estos Gigantes.

"Es que aquí hay una mentalidad ganadora", dijo Affeldt. "Para comenzar, se entiende que el juego probablemente vaya a ser apretado. Pero también sabemos cómo competir y ganar.

"Nuestros abridores no salen a hacer su mejor intento, sino a ganar. Creo que el bullpen tiene la misma mentalidad. No siempre sale a nuestro favor, pero tenemos esa mentalidad."

Este artículo no estuvo sujeto a la aprobación del Major League Baseball ni sus equipos.


LasMayores.com