To learn about our efforts to improve the accessibility and usability of our website, please visit our Accessibility Information page. Skip to section navigation or Skip to main content
Below is an advertisement.

News

Skip to main content
Historia del Béisbol Mexicano
Below is an advertisement.
01/09/2004  6:59 PM ET
Historia del Béisbol Mexicano
tickets for any Major League Baseball game
El equipo de Monterrey gano el campeonato de la Serie Mundial de las Pequenas Ligas en el 1957 y 1958. (Jesse Sanchez/MLB.com)
MONTERREY, México-  Durante la historia dura del béisbol en México, un chico joven nombrado Ángel salió de un lugar y ayudó en rescatar el deporte de béisbol en México.

Pero algo faltaba en el béisbol aunque hubo alegría y optimismo por el desarrollo histórico en la Liga Mexicana durante los 1920's y durante los 1930's. Durante los 1940's, Jorge Pasquel trató de llenar el vació cuando atentó y falló en convertir las Ligas Mexicanas en una imagen exactamente como las de las Grandes Ligas en Norte América.

Siendo un hombre amargo, él murió cuando estrelló en su avión privado en 1955. Sus sueños también.

Después de la muerte de Pasquel, las Ligas Mexicanas se reorganizó ese mismo año, pero dos años después la nación de béisbol recibió un regalo con el brazo del chico lanzador del equipo de Monterrey nombrado Ángel Macías. Ángel Macías, de 12 años, y también capaz de lanzar con los dos brazos, lanzó un lanzamiento que cambió la historia del béisbol en México y le trajo el amor del béisbol ha todo el mundo en el país.

Fue en el año 1957 y Macías, que vivía en la parte de la ciudad de escasos recursos, lanzó un juego perfecto para ganar el campeonato en la Serie Mundial de Las Ligas Pequeñas en Williamsport. Con un lanzamiento, el lanzamiento final en el campeonato contra La Mesa, California, Macías y sus compañeros pusieron béisbol en la mira de la nación.

Después de la victoria, el equipo de las Ligas Pequeñas de Monterrey fue ha la Casa Blanca para desayunar con el Presidente Dwight Eisenhower. Los jóvenes también conocieron ha Lyndon B. Johnson y Richard Nixon y también duraron un día en Ebbets Field con los Dodgers.

Casi un mes después de ganar el campeonato en Williamsport, los niños regresaron ha México. Los chicos fueron tratados como héroes nacionales y duraron los próximos meses viajando en el país jugando juegos de exhibición. Un libro fue escrito nombrado "Pequeños Gigantes" y también hicieron una película con el mismo nombre que se trata de los niños.

"Los resultados de nuestra victoria cambiaron muchas cosas de un día para otro," dijo Macías. "La mayoría de nosotros vinimos de barrios, pero inmediatamente muchas puertas se abrieron. Para empezar recibimos becas para la preparatoria y universidades, y eso significó que tuvimos la oportunidad de estar con gente que económicamente estaban muy bien. Yo estaba en la escuela con los familiares de Garza-Sada que han hecho mucho no solo para Monterrey, pero para México."

Los chicos eran celebridades.

"Nosotros tuvimos que adaptarnos," dijo Macías. "Algunos de nosotros nos adaptamos, otros no pudieron. Yo pude adaptarme. Es duro de explicar, pero fue bien difícil cuando uno tuvo que cambiar de una escuela simple ha otro mundo diferente. Pero nos acostumbramos."

Los Pequeños Gigantes tuvieron jugadores que ayudaron mucho en formando el futuro del béisbol en México. En este momento, Macías es el director de la Academia del Béisbol Mexicano, y su compañero José "Pepe" Maíz es parte del Salón de la Fama como dueño de los Sultanes de Monterrey. Él también es uno de los dos hombres que esta tratando de traer el MLB ha Monterrey. En 1990, Maíz desarrolló el Estadio Monterrey que ocupa 26,000 asientos.

"Esa experiencia es algo que nunca voy ha olvidar, y eso ha hecho un impacto bien grande en mi vida," dijo Maíz, de 58 años. "Todavía me recuerdo de todo. Estaba jugando en el jardín izquierdo y la bola nunca salió del terreno. Hubo 11 ponches y siete roletazos o globazos en el terreno. Yo empujé la primera carrera y anoté la tercera carrera."

Macías siguió demostrando sus habilidades en el terreno de juego a una carrera de 11 años en el béisbol profesional, y varios años en un puesto importante con el Grupo Alfa, la compañía de acero y exportador petroquímico. Él tomó la posición como el director de la academia en 2001.

Maíz también jugo béisbol profesional en Monterrey antes de que tomara su posición con la compañía de su familia, Construcción Maíz-Mier, la empresa de construcción más vieja en México Septentrional. Maíz lanzó algunos años en la Liga de Veteranos - - él ganó 40 partidos consecutivos en seis años-y ahora mismo él esta en terapia de masaje para arreglar su brazo para que pueda lanzar otra vez.

Origen del béisbol en México

Macias y los Pequeños Gigantes tienen su lugar en la historia. Pero el origen del béisbol en México no esta claro.

Muchos creen que el béisbol llegó ha México a diferentes fechas entre los años 1870 y 1890, y todavía se discute en cual ciudad fue que el béisbol nació en el país. Los sitios que reclaman que el béisbol nació en su ciudad son Mazatlán en 1847, Guaymas en 1887 y Tamaulipas, Nuevo Laredo en 1870. Veracruz tuvo béisbol en 1886, San Juan Cadereyta en Nuevo León cerca de Monterrey jugaron béisbol en 1889, y Ciudad Progresso en Yucatán jugaron béisbol en 1890 porque los Cubanos que se quedaron ahí sabían del deporte. Saltillo y Coahuila jugaron béisbol por primera vez en 1899.

"En 1847, si uno va a los libros de historia, es durante ese tiempo que los Estados Unidos intenta de tomar control y las fuerzas armadas están en México," dijo Magdalena Rosales Ortiz, que es directora del Salón de la Fama en Monterrey. "Durante los 1840's y después, hubo muchos lugares donde los Americanos trataron de controlar. Estas fechas coincidan con el origen del béisbol en cada área. Las tropas Americanas jugaron béisbol y compartieron con los Mexicanos."

La colocación de las vías del ferrocarril, específicamente las de Monterrey-Tampico, forman gran parte de la expansión del béisbol por todo el país. El Coronel Joseph Robertson, que era de Tennessee y sirvió bajo el General Robert E. Lee, introdujo el juego en Nuevo León cuando les permitió a los trabajadores del ferrocarril un día de feriado, el 4 de Julio en 1889. Robertson y todos los trabajadores celebraron jugando béisbol.

"El Coronel Robertson tuvo un papel bien interesante en el desarrollo del béisbol en México, pero su influencia fue más grande que los deportes," dijo Rosales. "Él también trajo los primeros naranjos al estado y eventualmente nos convertimos en uno de los productores de naranjas más fuerte en el país de México. Él también trajo la primera compañía de ladrillos en esa área."

El argumento más grande del origen de béisbol viene de la delegación de Monterrey. La ciudad es la casa de los Sultanes, el Salón de la Fama, la academia, y de los campeones de la Serie Mundial de las Pequeñas Ligas del 1957 y 1958, quienes ganaron campeonatos consecutivos en Williamsport. Esos factores hacen que la gente en esta ciudad crean que tienen derecho de decir que el béisbol nació en el estado de Nuevo Léon.

Rosales no necesariamente esta de acuerdo o desacuerdo.

"Lo que tenemos aquí en Monterrey es un circuito de béisbol que combinando hace esta zona especial en la historia," dijo Rosales. "Aunque muchas zonas dicen que ellos jugaron el béisbol en años anteriores, yo siento que la belleza del béisbol esta en Monterrey junto con la historia del país."

Las Ligas Mexicanas

La historia oficial de las Ligas Mexicana empieza en 1925, cuando el escritor de deportes más famoso de México, Alejandro Aguilar Reyes "Fray Nano", al lado del famoso piloto de béisbol Ernesto Carmona crearon las Ligas Profesional de Béisbol en México con seis equipos.

La historia de las Ligas Mexicanas en ocasiones están dividida en tres etapas: La primera etapa consiste de los años 1925 hasta aproximadamente 1940. Muchos de los partidos exclusivamente fueron jugados en la Ciudad de México y muchos de los jugadores eran de Cuba.

El periodo de los años 1940's, la segunda etapa, es conocido por los esfuerzos de los hermanos Pasquel, específicamente Jorge Pasquel, que creo una liga en México semejante ha las Grandes Ligas. El primer paso de Pasquel fue de emplear ha los peloteros de las Ligas Negras y para medianos de los años 40's les dio empleo a jugadores de las Grandes Ligas. Supuestamente él le ofreció contratos abiertos a Joe DiMaggio y Ted Williams, pero los dos peloteros rechazaron la oferta de jugar al sur de la frontera de los Estados Unidos.

Los sueños de Pasquel fueron grandes, pero al final de los 1940's, su plan se vino abajo porque él fue forzado en bajar los sueldos y por eso los peloteros importados lo abandonaron. Él se desapareció del béisbol en 1951 y murió cuatro años después en un accidente en un avión y por poco se lleva la liga con él.

La tercera etapa, y la más actual en el desarrollo de las Ligas Mexicanas, siguió después de eso.

En 1955 las Ligas Mexicanas estaba ya por morir cuando entró una administración nueva a cargo de Anuar Canavati, quien en ese tiempo era el presidente de los Sultanes de Monterrey, entró y con el tiempo salvó la liga cuando llegó a un acuerdo para obtener jugadores de las Grandes Ligas.

Bajo la dirección de Canavati, para 1979, la liga llegó a tener un total de 20 equipos. A pesar de tener problemas financieros la liga ahora con mucho orgullo alardea en tener 16 equipos durante la liga de verano la cual se divide en dos zonas Norte y Sur y 8 equipos en las Ligas Mexicanas del Pacifico.

Más de 100 Mexicanos nacionales quienes participaron en las Ligas Mexicana han llegado ha las Grandes Ligas, desde que Baldomero Almada, el primer Mexicano en jugar pelota en las Grandes Ligas, debutó en Boston en el 1933. Aproximadamente hoy hay 100 Mexicanos en el sistema de las Grandes Ligas.

Visitamos de nuevo un tiempo perfecto

Recordando el pasado en 1957 y lo que sucedió en béisbol en su país desde ese día de verano en Pennsylvania, Macias se sonríe. Él queda siendo humilde con las cosas que cambió su vida y él dice que no hubo forma de predicar que él iba ha lanzar un juego perfecto en la Serie Mundial de las Ligas Pequeñas o lo que sucedió después de ese día.

"En ese momento, lo único que recuerdo fue que ganamos el campeonato," dijo Macias. "Disfrutamos, brincamos, y celebramos. Yo nunca supe que estaba lanzando un juego perfecto o que lo lancé. Nunca me pasó por la mente. Solamente estábamos concentrados en ganar el campeonato."

Él esta orgulloso en decir que el béisbol lo ha hecho en el hombre que él es hoy en día.

"No hay razón de dudar o cuestionar en eso," dijo Macias. "Para algunos mas, algunos menos, pero las cosas cambiaron para todos nosotros por el béisbol, y el hecho que nos convertimos en figuras publicas. Todas las puertas se abrieron y por todos lados alguien nos señalaban o deseaban nuestros autógrafos. La gente sabía nuestros nombres, y mi nombre era Ángel Macias, el chico campeón."

Y para muchos en México, él sigue siendo así.

Jesse Sánchez es un reportero para MLB.com. Este cuento no fue sujeto a la aprobación de Major League Baseball o sus clubes.




MLB Headlines