WASHINGTON -- Los Cardenales de San Luis excluyeron el martes a Jaime García de su rotación para la serie de primera ronda de los playoffs, un día después de que el mexicano pudo laborar apenas dos innings del segundo juego, debido a un dolor en un hombro.

Una resonancia magnética reveló que el zurdo sufre un tirón en el manguillo rotador del codo, así como inflamación en su hombro de lanzar. Será sustituido por el derecho novato Shelby Miller.

La salud de García fue un motivo de preocupación desde que se perdió dos meses de acción, esta temporada, por fatiga en el hombro. Sin embargo, había lanzado bien desde mediados de agosto, cuando volvió, y ganó sus últimas tres aperturas de la campaña regular. Dijo que había experimentado cierta "rigidez normal" en esos juegos de la recta final de la temporada, pero que su hombro se sintió distinto el lunes, cuando subió al montículo para enfrentar a los Nacionales de Washington.

"Estamos en los playoffs", dijo García. "Quiero estar ahí con mi equipo, quiero ayudar, pero me di cuenta de que, cuando comenzó el juego, nunca mejoré. Nunca se calentó mi hombro y tuve que decirlo. Tomé la decisión y dije algo en el momento oportuno para que ganáramos el juego. Fue una decisión bien difícil para mí la de decir algo".

La victoria de los Cardenales, por 12-4, igualó la serie a un triunfo por bando. El miércoles, se disputará el tercer compromiso, en Washington.

El manager Mike Matheny desestimó las versiones de que García debió haber hablado de un posible problema antes de abrir un juego tan importante.

"Tuvo altibajos, como todos los demás", dijo Matheny. "No sabes exactamente cómo vas a sentirte sino hasta que estás ahí. Hay veces en que no te sientes bien y sé que algunos lanzadores se han preguntado en ocasiones si pueden hacer un lanzamiento y luego siguen trabajando hasta el octavo inning".

García tenía previsto solicitar una segunda opinión médica el martes por la tarde.

Lance Lynn, que lanzó tres innings de relevo y ganó el segundo juego, ocupará el lugar de García en la rotación si los Cardenales avanzan a la Serie de Campeonato de la Liga Nacional.