NUEVA YORK - La última vez que Joe Saunders lanzó con su equipo en peligro de ser eliminado en el Yankee Stadium fue el 25 de octubre del 2009, cuando se subió al montículo por los Angelinos en la Serie de Campeonato de la Liga Americana.

Aquella noche no le fue bien, ya que el zurdo cargó con la derrota y los Yankees pasaron a la Serie Mundial, rumbo a la corona número 27 de su ilustre historia.

Sin embargo, la última vez que Saunders lanzó con su equipo a punto de mate en sentido general fue hace menos de una semana, el viernes en el juego del comodín por los Orioles en Texas. En ese partido Saunders lanzó una sólida pelota de 5.2 innings y una sola limpia, ayudando a Baltimore a llegar a esta Serie Divisional contra los Yankees, en la que pierden dos victorias por una.

En otras palabras, es otra apertura para el zurdo con su equipo contra la pared.

"Cada día es el juego más importante del año", dijo Saunders, quien fue cambiado de los Diamondbacks a los Orioles el 26 de agosto.

Saunders, de 31 años, tuvo marca de 6-10 con efectividad de 4.22 con Arizona en 21 aperturas antes de pasar a Baltimore, donde ayudó a la tropa de Buck Showalter en la recta final con 3-3 y 3.63 en siete presentaciones. Y, por supuesto, ganó aquel partido de vida o muerte en el Rangers Ballpark.

"Obviamente, viene de una situación de presión, un partido que teníamos que ganar", dijo Showalter, quien esperó hasta después del Juego 3 aquí para anunciar había elegido a Saunders por encima de Chris Tillman para el jueves en el cuarto choque. "Estará de regreso en esa posición. Joe es un muchacho que te da la oportunidad de ganar y competirá-nos sentimos bien con él ahí."

En aquella Serie de Campeonato del 2009, Saunders tuvo 0-1 con promedio de carreras limpias de 4.35 en dos aperturas y 10.1 entradas lanzadas. Aparte de eso, de por vida vs. Nueva York en temporada regular lleva 3-1 con 5.82 en seis aperturas. Su única salida ante los Mulos este año fue el 8 de septiembre en Baltimore, donde se adjudicó la victoria al tirar 5.1 innings en los que permitió dos carreras limpias.

Pero estando en postemporada, hay nueva vida y se puede olvidar de historiales y campaña regular. Al fin y al cabo, ya Saunders ayudó a prolongar la temporada de Baltimore el viernes y pretende repetir la hazaña el jueves en el Bronx.

"Tienes que tener la mentalidad de que es simplemente otro juego", dijo Saunders. "Si tratas de hacer demasiado, si te pones demasiada presión, vas a tener problemas.

"Para mí, es cuestión de lo que he aprendido a través de (cinco) aperturas en playoffs. Hay que controlar los nervios, confiar en tu material y hacer lo tuyo."