© 2013 MLB Advanced Media, L.P. All rights reserved.
PrintPrint

3/26/2013 5:39 P.M. ET

Mendoza decidido a establecerse con los Reales

MÉXICO, D.F. -- Luis Alonso Mendoza logró su primer triunfo del 2013 en Grandes Ligas: conseguir un lugar en la rotación abridora de los Reales de Kansas City.

El veracruzano no menguó en su esfuerzo por obtener un puesto, a pesar de que en invierno los Reales contrataron a James Shields, Ervin Santana y Wade Davis. Ahora, lanzará detrás de ellos y de Jeremy Guthrie.

"En invierno, cuando se hizo el cambio, claro que mis posibilidades bajaron un poco, pero no dejé que eso se me metiera en la cabeza, seguí trabajando. Cuando llegué aquí me lo pusieron claro: iba a pelear por un puesto", comenta Mendoza, quien presume una inercia ganadora desde el inicio de 2013.

"Esto es muy satisfactorio, venir de jugar invierno con Yaquis, quedar tricampeones, luego ir a la Serie del Caribe y lograr el campeonato", relata Mendoza quien llegó en inmejorable forma al spring training de Kansas City, máxime después de representar a México en el Clásico Mundial.

A diferencia de 2007 y 2008, cuando debutó en la máxima vitrina con los Rangers de Texas, Mendoza es ahora un pitcher más maduro, quien se siente más cómodo con la responsabilidad de abrir juegos en la Gran Carpa.

"En 2008 había el nervio de estar la primera vez en Grandes Ligas, la presión, creo que a veces uno quiere hacer de más; ahora, veo un Luis Alonso más confiado, más certero, más enfocado, para mí lo más importante ha sido la confianza en mí y en mis pitcheos, tratar de que se muevan solos, sin hacer de más", ahonda.

En 2013, de inicio, Mendoza será el único representante mexicano en Kansas City, lugar donde Joakim Soria, estelar cerrador quien ahora vestirá la franela de Texas, sumó adeptos por doquier.

"Cuando llego a aquí, Joakim ya era una estrella hecha, un jugador establecido y muy querido: abre puertas para cualquier mexicano en este equipo. No sólo yo, sino todos, lo vamos a extrañar", apunta sobre el monclovense, quien al igual que él, llegó a las Mayores vía los Diablos Rojos de la Liga Mexicana de Beisbol.

El objetivo de Luis Alonso es claro para esta campaña: "Establecerme en Grandes Ligas muchos años. En lo personal, poner números en el gran beisbol", afirma.

Luis Alonso fraguó sus sueños ligamayoristas acompañado de su padre en los campos infantiles de la Liga Maya, en la capital del país. Ahora, con un lugar en la rotación abridora de los Reales, envía un mensaje a los niños que persiguen el mismo anhelo que él consumó.

"Si quieren llegar lejos, deben trabajar; pero el mensaje es para los padres, pues es importante que cuando estés en ligas pequeñas no te dejen de apoyar, de acompañarte; en lo personal, mis padres han sido mi inspiración, ellos también se aferraron a este sueño, hasta juntos llegar aquí", concluye.

 

This story was not subject to the approval of Major League Baseball or its clubs.


MLB.com